¿No sabes cómo evitar las deudas? ¡Prueba mejorando tu inteligencia emocional!

 

Si sientes preocupación y hasta desesperación al ver todo el dinero que debes, es momento para evaluar por qué no paras de endeudarte. En este punto la inteligencia emocional será determinante para mantener una relación sana con el dinero, sobre todo en esta época de tantos gastos. ¿Sabes cómo hacerlo? Si tu respuesta es negativa, sigue leyendo porque te interesa.

La inteligencia emocional es el uso adecuado de las emociones para que te beneficien, utilices su fuerza y la canalices para que te generen bienestar. Entonces, aumentar tu inteligencia emocional te mantendrá lejos de momentos de debilidad en los que puedas caer en viejas prácticas tóxicas, cómo pedir prestado para comprar cosas que en realidad no necesitas.

Cuando gestionas mejor tus emociones eres capaz de saber cuáles gastos sí hacer y cuáles no, además puedes pensar a largo plazo en términos de finanzas personales, por lo que seguramente comenzarás a evaluar cómo invertir tu dinero y ya no sólo a ahorrarlo para salir de deudas.

 

¿De qué se trata?

Ya que los peligros y las tentaciones te pueden traicionar en momentos inoportunos, es momento de comenzar a desarrollar estrategias de resistencia. Recuerda que las emociones son energía para que las apliques en más oportunidades e ingresos, en inversiones y no en gastos; así como en obtención de más rendimientos y no de pérdidas.

La inteligencia emocional aplicada en el pago de deudas, consiste en que aprendas a querer el dinero y valorar su poder, a endeudarte por convicción y no por impulso; para que aprendas a disfrutar de las inversiones que realizas. De esta forma, comenzarás a ver el lado optimista de las situaciones y a encontrar los medios para quedar libre de deudas en un plazo prudencial.

 

El primer paso

La autoconfianza hará que salgas muy rápido de las deudas. Una vez que lo hagas y empieces a acumular riqueza económica, comenzarás a hacer compras para tener lujos, pero el sentido en tu vida de esas compras será distinto. Además, estos lujos estarán en tus objetivos y no serán por impulso. Será entonces cuando habrás dejado de tener una relación toxica con el dinero y vivirás en una relación de abundancia con tu dinero.

Las emociones te mantienen vivo y motivado, para que sigas un camino financiero que te lleve a la prosperidad, a pagar deudas inconvenientes y costosas. Así como mantener aquellas que te convengan para incrementar tu patrimonio. Por ello, piensa en el uso inteligente de las emociones para beneficiarte en el pago de deudas.

 

Todo pasa por no saber controlar nuestros impulsos emocionales. Por ello busca información al respecto, prepárate y utiliza la inteligencia emocional para que devuelvas la tranquilidad financiera a tu vida.

Con nuestro programa de ahorro, en Respaldo a tu Deuda te apoyamos a salir de deudas de una forma asistida y planificada. Si quieres más información ¡contáctanos!

 

Déjanos tus datos para recibir información de nuestro programa de liquidación de tarjetas de crédito

Noticias relacionadas