No dejes que el estrés por las deudas arruine tu vida… ¡Toma el control!

 

Como la mayoría de las personas lo hemos vivido, el dinero y el trabajo son los motivos que más estrés nos producen. Experimentar estrés por no tener dinero, por falta de trabajo, por deudas adquiridas o por malos negocios, afecta nuestra cotidianidad y la de nuestro entorno familiar.

Por eso, las deudas producen preocupación, que al ser mal manejada origina angustia. Si esta a su vez aumenta al no poder cubrir lo que se debe, se generan situaciones de pánico en algunas personas.

Tener calma es el primer paso para encontrar una salida al no poder liquidar a tiempo lo que debes. El endeudamiento no permite que visualices una salida. Te sientes responsable o culpable por los cambios que van a producirse en tu vida, si no logras cubrir las deudas.

Generalmente, el continuo estrés por deudas no resueltas es el factor desencadenante de la depresión. Cuando una persona está frecuentemente angustiada no tiene tranquilidad, no descansa, no puede dormir, pierde el apetito y tiende a aislarse.

Por ello, si sientes que ha llegado el momento en que no puedes manejar tu angustia, es tiempo de buscar ayuda de un profesional.

 

Busca la luz al final del túnel

Para comenzar a trabajar en salir de esas deudas que te generan estrés, lo primero que debes hacer es decidir que quieres salir de esta situación. Para ello realiza un plan para buscar formas de pagar las deudas, ya sea haciendo recortes en el presupuesto, cambios en el nivel de vida o buscando ayuda profesional a través de una reparadora de crédito. Esto comenzará a darte tranquilidad.

Asimismo, debes aprender a manejar las emociones para encontrar la alternativa que te permita salir del estrés, cortando de raíz el problema que te llena de intranquilidad.

Para salir del endeudamiento que tanto te afecta, prueba siguiendo estos pasos:

1. Evalúa tu situación financiera y las causas de tu estrés.

2. Haz un presupuesto, distinguiendo entre lo indispensable, lo necesario, lo importante y lo prescindible.

3. Evita caer en la negatividad. Esto puede generar altos niveles de ansiedad y llevarte a tomar decisiones incorrectas.

4. Toma apuntes sobre las diferentes formas en que tú y tu familia pueden reducir los gastos o manejar tus finanzas con más eficiencia.

5. Identifica las maneras en cómo manejas el estrés relacionado con el dinero. Si buscas aliviar el estrés con actividades nocivas, como fumar, tomar alcohol, apostar dinero o comer en gran cantidad; esto te traerá más problemas.

6. Haz actividades recreativas que despejen tu mente. Incluso, realizar ejercicio físico ayudaría a desestresarte.

Evita que la forma inadecuada de ver el dinero o una mala administración de tus finanzas personales, te lleven a padecer de estrés por deudas. Por ello, toma medidas contundentes para que puedas vivir en paz y sin deudas.

En Respaldo a tu Deuda somos la solución que has estado buscando para liberarte de deudas. Te ofrecemos un plan de ahorro a tu medida para que liquides tus deudas, mientras buscamos que pagues el máximo descuento. Por si fuera poco, recibirás capacitación virtual sobre finanzas personales y manejo de las emociones, completamente gratis. ¿No lo puedes creer? ¡Contáctanos y te asesoraremos!

 

Déjanos tus datos para recibir información de nuestro programa de liquidación de tarjetas de crédito

Noticias relacionadas