¿Por qué mi deuda no disminuye?

mi deuda

Tu resolución de año nuevo fue salir de deudas, pero estamos a mitad de año y el saldo casi no se ha movido. ¿Qué está pasando? Si te preguntas “por qué mi deuda no está disminuyendo” aquí están las 7 razones:

Sigues usando las tarjetas de crédito

Si el barco se está llenando de agua, es posible que desees tapar el agujero antes de pedir ayuda. No agregues más agua a la deuda que estás intentando pagar, y para eso debes dejar de usar las tarjetas de crédito. Deja el plástico en casa, congélalo o córtalo. Si no puedes pagar por algo en efectivo, entonces no puedes permitírtelo.

Ver Cómo dejar de usar las tarjetas de crédito

No tienes un fondo de emergencia

Tu auto se descompone, el equipo se rompe y el refrigerador se avería. Si no tienes un fondo de emergencia, todos estos gastos no planificados se seguirán sumando a tu deuda de tarjeta de crédito.

Piensa en tu fondo de emergencia como el equivalente financiero de la bolsa de aire del coche; es más probable que salgas ileso de un accidente si tienes algo que amortigüe el choque.

Tu ingreso es demasiado bajo

Si estás utilizando tus tarjetas de crédito para pagar las necesidades básicas como alimentos o los servicios públicos, estarás en deuda por un largo tiempo.

Si te encuentras en esta situación es necesario aumentar tus ingresos para pagar deudas y cubrir los gastos básicos. ¿Es posible conseguir un trabajo a tiempo parcial? ¿Tienes objetos que no usas que puedas vender? ¿Tienes una habitación desocupada que puedas alquilar?

Ver 5 Formas de hacer dinero extra para pagar deudas

Mantienes un alto estilo de vida

La presión social te mantiene pobre. Mucha gente prefiere luchar para pagar sus enormes facturas de tarjetas de crédito que admitir que no pueden permitirse el almuerzo, entradas para conciertos, la escuela privada para los niños, etc.

Las personas que te hacen sentir mal por no gastar dinero que no tienes nunca te ayudarán a salir de deudas. No dejes que otros dicten cómo gastar el dinero que has ganado y aprende a decir no a tus vecinos y amigos.

Pagas sólo el mínimo

A los bancos les encanta cuando sólo pagas el saldo mínimo. Cuanto más tiempo te tardes en pagar deudas, más dinero hacen mediante el cobro de intereses. Incluso si sólo puedes pagar un poco más que el saldo mínimo por mes, ayuda.

Ver 3 razones para pagar más del mínimo de tu tarjeta

Estás comprando recompensas

Las tarjetas de crédito departamentales y tarjetas de recompensas son en su mayoría más caras que las tarjetas comunes. No sólo tienen tasas más altas, sino que también tienden a venir con una cuota anual. ¿Vale la pena el costo adicional por las recompensas? Haz las matemáticas. Ver ¿Convienen las tarjetas de crédito departamentales? Y ¿Vale la pena tener tarjetas de crédito para ganar recompensas?

Es importante señalar que la mayoría de los beneficios de tarjetas de recompensa son una ventaja sólo si no pagas los costos de interés adicionales. Si no puedes tener el saldo de tu tarjeta en cero, podría ser menos costoso comprar pasajes de avión con descuento en lugar de tratar de utilizar millas para viajar “más barato”.

No tienes un plan

Si has intentando mil formas de pagar deudas y estás siempre en el mismo lugar, es probable que sea por la falta de un plan real. Es imposible tomar decisiones financieras inteligentes si solo estás adivinando cómo y dónde gastas tu dinero.

Las personas que pagan con éxito sus deudas de tarjetas de crédito lanzan rápidamente cada peso de repuesto a su deuda y trabajan en base a un presupuesto y a un plan de pago de deudas.

Ya basta de preguntarte “¿por qué no puedo pagar mi deuda?”. Es hora de hacer un movimiento para que tu deuda disminuya. En Respaldo a Tu Deuda podemos ayudarte a diseñar un plan personalizado que se adapte a tu capacidad de pago, y negociar hasta un 80% de descuento en el monto total de tu adeudo para que puedas finalmente salir de deudas y recuperar tu tranquilidad. ¡Contáctanos y recibe asesoría gratis!

Conoce nuestro Programa Respaldo aquí