¿Cómo ha evolucionado el uso de tarjetas de crédito en México?

uso de tarjetas de credito

En los últimos dos años el uso de tarjetas de crédito ha sufrido una disminución notable. Conoce más detalles leyendo este post.

El financiamiento a través de las tarjetas de crédito ha caído en los últimos dos años, a partir de la entrada en vigencia de la Reforma Hacendaria cuyas medidas incluyen la fiscalización en el uso de tarjetas de crédito.

A raíz de esta fiscalización las personas no sólo temen, sino que no le ven sentido a solicitar una nueva tarjeta de crédito mientras disponen de otras opciones de financiamiento, por eso prefieren usar otros tipos de créditos como, por ejemplo, el crédito nómina. Pero además de este miedo a la fiscalización a través de la tarjeta de crédito, la reforma no contempló la incorporación de las personas al sector formal; aunque pagan altos impuestos, no hay suficiente evidencia de una contribución social.

Según cifras del Banco de México, el saldo vigente de tarjetas de crédito para el mes de febrero del año en curso registró un incremento de 2.54%, posicionándose como el segmento de crédito al consumo de menor crecimiento del mercado, mientras que otros segmentos crecieron 8.8% para el mismo mes. En este sentido, los créditos de nómina crecieron a 16.7%, los préstamos personales a 15.2% y otros préstamos para la adquisición de bienes aumentó a 11.5%; mientras que el porcentaje de personas que usan tarjetas de crédito descendió de 70% a 40%.

Sin embargo, a pesar de estas cifras el banco central afirma que el monto vigente de los plásticos continúa siendo el más importante, contando en su haber 308,500 millones de pesos, cifra que representa el 40 por ciento del monto total.

Este desplome en el uso de tarjetas de crédito genera un fuerte impacto en el consumo y, por lo tanto, en el crecimiento económico del país, el cual se prevé para este año como “moderado” con expectativas de sólo 2 por ciento.

Todo esto evidencia el deterioro en el poder adquisitivo de los mexicanos, que este año han sido golpeados por una inflación económica en la que su dinero cada vez vale menos y su poder adquisitivo disminuye a causa de la devaluación de la moneda. (Ver Cómo combatir la inflación).

Otro factor que influye en este comportamiento económico con respecto a las tarjetas de crédito es que los bancos deben ofrecer créditos de manera responsable y definitivamente lo están haciendo, pues el número de tarjetas en un año aumentó 0.9%, pasando de 16.1 millones de plásticos en México a 16.25. Prestar por prestar para ellos significa un riesgo que sólo termina en carteras vencidas.

Para evitar acumular deudas en tu tarjeta de crédito y poder acceder de manera fácil y rápida a préstamos personales, te recomendamos los Préstamos con Garantía de Respaldo Financiero.

Por otro lado, el uso inteligente y responsable de las tarjetas de crédito es indispensable para que el mercado crediticio mejore, así como la economía personal de los mexicanos y la economía del país crezca y se fortalezca.

Para aprender a usar correctamente tus tarjetas, descarga guía gratis aquí.

También te puede interesar: