5 señales de que tienes problemas de gastos

Problemas de gasto

Si tienes problemas de gasto, es posible que estés en una batalla cuesta arriba cuando se trata de hacer frente a las deudas o conseguir tener tu presupuesto bajo control. Es importante reconocer cuando tenemos problemas y si son lo suficientemente graves como para buscar ayuda.

El problema del gasto excesivo es que se puede combinar con no hacer suficiente dinero, lo que le genera a miles de personas deuda en las tarjetas de crédito. Es importante abordar el problema tan pronto como seas capaz de reconocerlo, esto te permitirá tomar el control de tus finanzas. Estas cinco señales pueden ayudarte a reconocer que tienes un problema con los gastos.

Le ocultas tus compras a tus seres queridos

Uno de los mayores signos de que puedes tener un problema de gasto real es que estás ocultando tus compras a la gente. Si estás casado, puedes estar  ocultando tus compras de tu cónyuge. Si no tienes pareja, es posible ocultarlas de tu compañero de cuarto o de tus amigos porque les debes dinero. También puedes estar ocultando lo que compras a tus padres. Este es un signo grave, y hay que tomar medidas tan pronto como sea posible para resolver el problema.

Te sientes mejor después de haber comprado

Algunas personas obtienen un alto nivel de satisfacción después de hacer compras, y esto puede ser una verdadera adicción. Puedes sentir deseo de ir a la tienda después de un mal día de trabajo o estar contando las horas para salir de compras.

Si estás constantemente pensando en ir de compras, es posible que tengas un problema. No es necesario gastar dinero en artículos caros para que lo sea, puede haber un problema gastos excesivos si estás comprando artículos de marca o artículos de segunda mano. Tampoco es necesario ir a una tienda física para sentirse de esta manera, los compradores en línea a menudo experimentan las mismas cosas.

Continúa leyendo ¿Eres adicto a las compras?

Llegas al límite de tus tarjetas de crédito

Si tienes varias tarjetas de crédito y haces malabares entre ellas tratando de no llevarlas al tope, o vuelves a llevarlas al máximo después de hacer un pago cada mes, es posible que tengas un problema de gastos grave. Sin embargo, esto también puede suceder si tienes un problema de ingresos. Para identificar el problema, mira las cosas que están consumiendo tu dinero mes a mes; si estás comprando artículos innecesarios o de lujo, entonces es más probable que tu problema sean los gastos y no los ingresos.

Ver ¿Cómo detener las compras compulsivas con tarjetas de crédito?

No puedes hacer un seguimiento de lo que tienes

Si tienes problemas para recordar lo que ya tienes, es posible que tengas un problema de gastos. Puede que ya no tengas espacio en casa o que tengas un montón de cajas almacenadas en todos los armarios; es posible que tengas una habitación extra dedicada sólo a las cosas que has comprado recientemente.

Esta es una gran señal de que tienes un problema. Si puedes hacer un inventario y encontrar que tienes tres tostadoras o cinco camisas blancas idénticas, puedes empezar a detectar patrones y hábitos que hay que cambiar.

Ver ¿Cómo vencer la adicción a las compras?

Eres un comprador compulsivo

Cuando vas a una tienda, ¿empiezas a poner artículos en el carrito al azar? ¿No puedes contenerte de comprar todo lo que te gusta? No se trata de lo que estés comprando o cuánto haya costado, sino el hecho de que siempre haces compras compulsivas. También tienes el constante sentimiento de querer comprarle algo a cada persona en tu vida; en Navidad y en los cumpleaños, sueles dar regalos mucho más grandes de lo necesario para la ocasión.

¡Es hora de obtener ayuda!

Si tienes varios de estos síntomas es probable que estés afrontando problemas de deudas, y debes buscar ayuda para no empeorar la situación. Los problemas de gasto generalmente vienen asociados al trastorno de adicción a las compras, y debes tratarlo. Además, es necesario abordar los problemas financieros para salir de la deuda. En Respaldo A Tu Deuda podemos ayudarte a trabajar en tus problemas de deudas ingresando al Programa Respaldo.

Etiquetas: